comunicacion

En el jardín de la escuela, las flores son sonrisas que saludan al sol cada mañana. Sus colores brillantes alegran el día como pequeños fuegos artificiales.

Los libros en la biblioteca son tesoros escondidos, llenos de aventuras que esperan ser descubiertas por jóvenes exploradores.

El viento susurra secretos a las hojas de los árboles, y estas bailan al compás de sus palabras.

El tiempo en el aula parece una tortuga lenta, pero en el patio es un caballo desbocado que corre sin parar.

Los lápices y papeles en el escritorio juegan a esconderse como amigos traviesos en una fiesta de cumpleaños.

La lluvia en el tejado es una sinfonía suave que acuna los sueños de los estudiantes en la siesta.

El silencio en el salón es un muro alto que separa las ideas y las palabras, pero la risa es un puente que une corazones.

¡Este sitio web es único y necesitará de un navegador moderno para funcionar correctamente!

¡Por favor, actualiza!

Compartir